jueves, 11 de septiembre de 2014

Ese otro yo que sólo yo conozco


A pesar
de que he sido amado
y mis veranos han sido esplendorosos,
de los bienes y sueños que son míos,
de la risa y la alegría,
de los viajes y los libros,
de la poesía y de la literatura
que tanto amo,
de las muchas personas que me quieren
y que yo quiero,
a pesar de que la vida
vive en mí,
a pesar de que todo 
a mi alrededor parece bien,
ese otro yo que sólo yo conozco
vuelve de tarde en tarde 
a despertar en el infierno.

No hay comentarios:

Publicar un comentario